domingo, febrero 25

A modo de inicio


Bienvenidos sean a este blog que intentará ser un puente, atraviésenlo.

Vuelvo a clases, después de unas largas y adormecedoras vacaciones, que si bien no fueron sorprendentes como anteriores años, tuvieron sus momentos de buen blues cargados de emociones nuevas.

Hubieron caidas y nubes hermosamente rojas, arboles hechos de madera humana, decepciones y esperas interminables.

Ha sido un buen tiempo para recuperarse de toda la mala vibra del 06. Espero que éste sea mi año, espero romperla. Hay esperanzas que nunca mueren, son las de enero, las ilusas que lo soportan todo.

Publicar un comentario